Según las primeras indagaciones se conoce que el gendarme habría llegado a su domicilio y tras una discusión por celos decidió terminar con su vida de un certero disparo, ocurrió en la ciudadela El Limonal al norte de Guayaquil.